Contáctanos en el 968 242 258

Operaciones Vinculadas

Manual de las operaciones vinculadas

Las operaciones vinculadas responden a una nueva obligación complementaria al Impuesto de Sociedades (IS). Ahora, su empresa  puede tener el deber de incluir en su declaración toda la información relativa a cualquier operación que haya llevado a cabo junto con otras empresas o personas físicas que estén vinculadas a ella.

Al mismo tiempo se tendrá que informar del Valor de dichas operaciones vinculadas.  Valor de Mercado revisable por la Agencia Tributaria.

En Carrillo nos ocupamos de  informar a la Agencia Tributaria de sus operaciones vinculadas, así como de informarle en todo lo relativo al “Régimen de Operaciones Vinculadas”. 

Confíe en nosotros y no encontrará sorpresas en sus futuras declaraciones.

1.- ¿Qué son las Operaciones Vinculadas?

Una Operación vinculada se entiende, cuando entre las partes intervinientes en una operación del tráfico económico medien o no relaciones de dependencia o vinculación. Es decir cuando en una operación, transacción, intercambio, prestación de servicio, venta de bienes o hecho imponible intervengan partes vinculadas (más adelante se describirá quien es parte vinculada). Por ello la administración en su norma fiscal establece que estas operaciones se deberán valorar a valor de mercado.  Este es el precio de mercado que, en circunstancias

Las normas sobre operaciones vinculadas tratan de evitar que mediante el uso de precios distintos a los de mercado se transfieran rentas de una entidad a otra que, por regla general, tienen como resultado práctico minorar o diferir la tributación del IS correspondiente a las partes afectadas por la vinculación.

Por lo tanto cualquier operación como hemos manifestado que se realice entre partes vinculadas y dentro de un ámbito mercantil empresarial estará sujeta a la valoración de dicha operación a valor de mercado o lo que es lo mismo valorada como si se tratara de una operación entre partes independientes.

Todo esto se recoge en el art. 18 de la Ley del Impuesto sobre Sociedades.

3.- Ejemplos de Operaciones Vinculadas

1) La sociedad A tiene el 100% del capital de la sociedad B y esta el 30% del capital de la sociedad C.

Aunque estas sociedades no constituyan grupo mercantil, están todas vinculadas entre sí. A y B por la relación entidad-socio, B y C por igual motivo y A y C porque la primera participa indirectamente en la segunda en más del 25%.

2) La sociedad A tiene el 80% del capital de B y esta el 25% del capital de la sociedad C.

En este caso A y B, así como B y C están vinculadas por la relación entidad-socio, dado que tienen una participación de al menos el 25% en el capital de la sociedad participada. Por el contrario, A y C no están vinculadas ya que la participación indirecta de la primera sobre la segunda es inferior al 25%.

3) En un grupo familiar el padre participa en el 40% de la sociedad A y la madre y un hijo participan cada uno en el 25% del capital de la sociedad B.

ejemplo de operaciones vinculadas grupo familiar

Las sociedades A y B están vinculadas ya que, dentro del grupo familiar establecido por la norma fiscal, existen socios que participan en más del 25% del capital de esas sociedades.

4) La sociedad A tiene el 30% de la sociedad B. La sociedad C tiene otro 25% del capital de la sociedad B.

ejemplo sociedades vinculadas

Las sociedades A y B están vinculadas. Igualmente, C y B por la relación entidad-socio. Las sociedades A y C, sin embargo, no están vinculadas.

5) La entidad no residente A tiene el 100% de las sociedades residentes B y C.

ejemplo operaciones vinculadas grupo mercantil

Dado que en estas tres sociedades se dan las circunstancias de porcentaje para formar grupo mercantil, todas están vinculadas entre sí, con independencia de que ese grupo no lo es a efectos mercantiles.

5.- ¿Qué documentación debe tener la empresa relativa a sus operaciones vinculadas?

 Dicha documentación se divide en tres partes:

a)La documentación específica del contribuyente.Donde atendiendo al Importe Neto de la Cifra de Negocios de la mercantil, podrá ser la Documentación Específica del Contribuyente, un fichero de documentos y descripción de las operaciones vinculadas que lo veremos más adelante. Documentación Simplificada, es decir se acotará el fichero de documentos de manera simplificada para determinadas empresas con una cifra de negocios más baja. Y Documentación Superreducida o Modelo 232, para Pymes (< 10 mill € facturación anual).

b)La documentación específica relativa al grupoal que pertenezca el obligado tributario.

c)La documentación país por paíspara los grupos cuya dominante resida en territorio español

No obstante, la normativa prevé excepciones a la obligación de presentar la documentación específica.

7.- ¿Y la documentación específica Simplificada?

En el supuesto de personas o entidades vinculadas cuyo importe neto de la cifra de negocios, definido en los términos establecidos para las empresas de reducida dimensión, sea inferior a 45 millones de euros, la documentación específica del contribuyente tiene el siguiente contenido simplificado:

a) Descripción de la naturaleza, características e importe de las operaciones vinculadas.

b) Nombre y apellidos o razón social o denominación completa, domicilio fiscal y número de identificación fiscal del contribuyente y de las personas o entidades vinculadas con las que se realice la operación.

c) Identificación del método de valoración utilizado.

d) Comparables obtenidos y valor o intervalos de valores derivados del método de valoración utilizado.

En el supuesto de personas o entidades que cumplan los requisitos sobre la cifra de negocios de las empresas de reducida dimensión, es decir menos de 10.000.000 Euros de importe neto cifra negocios del ejercicio anterior, esta documentación específica se puede entender cumplimentada a través del documento normalizado elaborado al efecto por orden del Ministro de Hacienda y Función Pública (OM HAP/871/2016 disp.adic.única y Anexo V). MODELO 232.

El contenido simplificado de la documentación específica del contribuyente no resulta de aplicación a las siguientes operaciones:

a) Las realizadas por contribuyentes del IRPF, en el desarrollo de una actividad económica, a la que resulte de aplicación el método de estimación objetiva con entidades en las que ellos o sus cónyuges, ascendientes o descendientes, de forma individual o conjuntamente entre todos, tengan un porcentaje igual o superior al 25% del capital social o de los fondos propios.

b) Las operaciones de transmisión de negocios.

c) Las operaciones de transmisión de valores o participaciones representativos de la participación en los fondos propios de cualquier tipo de entidades no admitidas a negociación en alguno de los mercados regulados de valores, o que estén admitidos a negociación en mercados regulados situados en países o territorios calificados como paraísos fiscales.

d) Las operaciones sobre inmuebles.

e) Las operaciones sobre activos intangibles.

No obstante, en el supuesto de entidades que cumplan los requisitos sobre la cifra de negocios de las empresas de reducida dimensión, o personas físicas, y siempre no se trate de operaciones realizadas con personas o entidades residentes en países o territorios considerados como paraísos fiscales, las obligaciones específicas de documentación no deben incorporar el análisis de comparabilidad.

9.- ¿Cómo se valora a valor de mercado una operación?

Los métodos de valoración se establecen en el art 18.4 de la Lis y art 17 del Reglamento del IS.

La norma fiscal define el valor de mercado como el precio que hubiera sido acordado en condiciones normales de mercado entre partes independientes en condiciones que respeten el principio de libre competencia. A estos efectos deben tenerse en cuenta las relaciones entre las personas o entidades vinculadas y las condiciones de las operaciones a comparar atendiendo a la naturaleza de las operaciones. La determinación de ese valor de mercado es siempre una cuestión de hecho de difícil cuantificación, ya que lo normal es que no exista precio comparable de referencia.

A estos efectos, para determinar si dos o más operaciones son equiparables se tiene en cuenta, en la medida en que sean relevantes y que el obligado tributario haya podido disponer razonablemente de información sobre ellas, las siguientes circunstancias:

–  las características específicas de los bienes o servicios objeto de las operaciones vinculadas;

–  las funciones asumidas por las partes en relación con las operaciones objeto de análisis, identificando los riesgos asumidos y ponderando, en su caso, los activos utilizados;

– los términos contractuales de los que, en su caso, se deriven las operaciones, teniendo en cuenta las responsabilidades, riesgos y beneficios asumidos por cada parte contratante;

– las circunstancias económicas que puedan afectar a las operaciones vinculadas, en particular, las características de los mercados en los que se entregan los bienes o se prestan los servicios;

–  las estrategias empresariales;

– cualquier otra circunstancia que sea relevante en cada caso, y sobre la que el contribuyente haya podido disponer razonablemente de información, como entre otras, la existencia de pérdidas, la incidencia de las decisiones de los poderes públicos, la existencia de ahorros de localización, de grupos integrados de trabajadores o de sinergias.

En todo caso deben indicarse los elementos de comparación internos o externos que deben tenerse en consideración.

Cuando las operaciones vinculadas que realice el contribuyente se encuentren estrechamente ligadas entre sí, hayan sido realizadas de forma continua o afecten a un conjunto de productos o servicios muy similares, el análisis de comparabilidad se debe efectuar teniendo en cuenta el conjunto de dichas operaciones.

Dos o más operaciones son equiparables cuando no exista entre ellas diferencias significativas en las circunstancias que afecten al precio del bien o servicio o al margen de la operación, o cuando existiendo diferencias, pueden eliminarse efectuando los ajustes de comparabilidad necesarios.

Este análisis de comparabilidad y la información sobre las operaciones equiparables constituyen los factores que determinan, en cada caso, el método de valoración más adecuado. Así, este análisis forma parte de la documentación específica del contribuyente.

11.- ¿Te puede sancionar la Agencia Tributaria si no cumples con la normativa?

La normativa del IS regula las infracciones tributarias que se derivan de la documentación que obligatoriamente deben tener las entidades vinculadas para justificar la determinación del valor de mercado pactado en las operaciones realizadas entre dichas entidades y que deben mantener a disposición de la Administración tributaria por si se requiere su aportación.

Por lo tanto, se califican como infracciones tributarias graves:

a)No aportar o aportar de forma incompleta o con datos falsos dicha documentación, cuando la Administración tributaria no realice correcciones de valor a las liquidación practicadas. Se sanciona con multa pecuniaria fija de 1.000 € por cada dato y 10.000 € por conjunto de datos omitidos o falsos referidos a cada obligación documental para el grupo o para cada entidad en su condición de contribuyente.
No obstante, las sanciones anteriores tienen como límite máximo la menor de las dos cuantías siguientes:

–  el 10% del importe conjunto de las operaciones vinculadas realizadas en el período impositivo;

–  el 1% del importe neto de la cifra de negocios.

b)Si procede realizar alguna corrección de valorpor las operaciones sujetas al IS, IRPF o IRNR debido a:

– la falta de aportación o la aportación de la documentación incompleta, o con datos falsos, que debe mantenerse a disposición de la Administración tributaria;

– que el valor de mercado que se derive de dicha documentación no sea el declarado en el impuesto personal de la persona o entidad que interviene en la operación vinculada.

Se sancionan con multa pecuniaria proporcional del 15% sobre el importe de las cantidades que resulten de estas correcciones valorativas de cada operación.

Esta última sanción es incompatible, por la parte de bases que hayan dado lugar a esta infracción, con la que proceda por:

– dejar de ingresar la deuda tributaria que resulta de una liquidación;

– presentar de forma incompleta e incorrecta declaraciones o documentos necesarios para practicar liquidaciones;

– obtener indebidamente devoluciones;

– determinar o acreditar improcedentemente partidas positivas o negativas o créditos tributarios aparentes.

 Las dos sanciones anteriores son compatibles con la establecida por resistencia, obstrucción, excusa o negativa a las actuaciones de la Administración tributaria.

Asimismo, la cuantía pecuniaria de estas dos sanciones pueden reducirse en caso de supuestos de conformidad (reducción 30%) y de ingreso sin recurrir (25%).

Si se ha cumplimentado correctamente la obligación de documentación y se ha declarado conforme al valor de mercado que resulta de dicha documentación y, sin embargo, la Administración tributaria efectúa correcciones de valor, no constituye infracción la falta de ingreso originada de dicha corrección; la obtención indebida de devoluciones tributarias; determinar o acreditar improcedentemente partidas a compensar en declaraciones futuras; o declarar incorrectamente la renta neta sin que se produzca falta de ingreso u obtención indebida de devoluciones por haberse compensado en un procedimiento de comprobación o investigación cantidades pendientes de compensación, deducción o aplicación.

2.- ¿Qué personas o entidades son vinculadas?

Para aplicar la valoración de determinadas operaciones por precios de mercado es necesaria la existencia de vinculación entre las partes que intervienen en la operación. A estos efectos se consideran personas o entidades vinculadas, las siguientes:

–  una entidad y sus socios o partícipes. En esta relación la vinculación aparece cuando el porcentaje de participación poseído es igual o superior al 25%.

Por debajo de estas participaciones las relaciones entre la entidad y sus socios o partícipes se consideran como no vinculadas a todos los efectos.

–  una entidad y sus consejeros o administradores, salvo en lo correspondiente a la retribución por el ejercicio de sus funciones, es decir, no hay vinculación en lo que se refiere a la prestación del servicio propio de administración de la entidad siempre que el cargo de administrador sea retribuido en los estatutos de la mercantil y se cobre por ello.

–  una entidad y los cónyuges, o personas unidas por relaciones de parentesco de los socios, partícipes, consejeros y administradores, en línea directa o colateral, consanguínea o por afinidad, hasta el tercer grado.

–  dos entidades  que reúnan las circunstancias para formar parte del mismo grupo, esto es, cuando una entidad ostente o pueda ostentar el control de otra u otras según los criterios establecidos para formar grupo mercantil, con independencia de la residencia de las entidades que forman el grupo y de la obligación de formular cuentas anuales consolidadas. En definitiva, todas las entidades integrantes del mismo grupo mercantil, tengan o no relación entre sí de participaciones en el capital de las otras entidades, se consideran vinculadas, cualquiera que sea su lugar de residencia.

A efectos de las entidades que integran el grupo, no forman parte del mismo las sociedades multigrupo ni las asociadas, pero sí aquellas otras que están excluidas del grupo de consolidación contable por alguna excepción;

–  una entidad y los consejeros  o administradores de otra entidad , cuando ambas forman parte del mismo grupo. Por el contrario, no hay vinculación entre una entidad y los socios o participes de otra entidad aunque ambas formen parte de un mismo grupo mercantil;

–  una entidad y otra participada por la primera indirectamente en, al menos, el 25% de su capital social;

–  dos entidades  en las que los mismos socios o partícipes o sus cónyuges, o personas unidas por relaciones de parentesco en línea directa o colateral, consanguínea o por afinidad, hasta el tercer grado, participen, directa o indirectamente en, al menos, el 25% del capital social;

–  entidad residente en España  y sus establecimientos permanentes en el extranjero;

–  establecimiento permanente situado en territorio español con su casa central, con otros establecimientos permanentes de la mencionada casa central y con otras personas o entidades vinculadas a la casa central o sus establecimientos permanentes, ya estén situados en territorio español o en el extranjero.

4.- ¿Existe obligación de documentación de estas operaciones vinculadas?

Las personas o entidades vinculadas están obligadas a documentar el valor de mercado de las operaciones realizadas. La documentación debe estar a disposición de la Administración tributaria a partir de la finalización del plazo voluntario de la declaración o liquidación, permitiendo a esta comprobar que:

– se ha declarado la renta derivada de esas operaciones según el valor resultante de dicha documentación (en caso contrario esta conducta constituye una infracción grave)

– junto con los datos tenidos por la propia Administración, el valor acordado por las partes responde o no al verdadero valor de mercado para efectuar las correspondientes correcciones a dicho valor.

La documentación debe elaborarse teniendo en cuenta los principios de proporcionalidad y suficiencia de las operaciones realizadas, de forma que permita a la Administración comprobar que su valoración se ha ajustado a lo previsto en la regulación.

En su preparación el obligado tributario puede utilizar la documentación relevante de que disponga para otras finalidades.

6.- ¿La documentación específica del contribuyente que comprende?

a)Información del contribuyente:

1º. Estructura de gestión, organigrama y personas o entidades destinatarias de los informes de gestión del contribuyente, así como sus países o territorios de residencia fiscal.
2º. Descripción de las actividades del contribuyente, de su estrategia de negocio y, en su caso, de su participación en operaciones de reestructuración o de cesión o transmisión de activos intangibles en el período impositivo.

3º. Principales competidores.

b)Información de las operaciones vinculadas:

1º. Descripción detallada de la naturaleza, características e importe de las operaciones vinculadas.
2º. Nombre y apellidos o razón social o denominación completa, domicilio fiscal y número de identificación fiscal del contribuyente y de las personas o entidades vinculadas con las que se realice la operación.

3º. Análisis de comparabilidad y análisis funcional detallado, por cada categoría de operación.
4º. Explicación relativa a la selección del método de valoración elegido, incluyendo una descripción de las razones que justificaron su elección, así como su forma de aplicación, los comparables obtenidos y la especificación del valor o intervalo de valores derivados del mismo.
5º. En su caso, criterios de reparto de gastos en concepto de servicios prestados conjuntamente en favor de varias personas o entidades vinculadas, así como los correspondientes acuerdos, si los hubiera, y acuerdos de reparto de costes.

6º. Copia de los acuerdos previos de valoración vigentes y cualquier otra decisión con alguna autoridad fiscal que estén relacionados con las operaciones vinculadas señaladas anteriormente.
7º. Cualquier otra información relevante de la que haya dispuesto el contribuyente para determinar la valoración de sus operaciones vinculadas.

c)Información económico-financiera:

1º. Estados financieros anuales del contribuyente.
2º. Conciliación entre los datos utilizados para aplicar los métodos de precios de transferencia y los estados financieros anuales.

3º. Datos financieros de los comparables utilizados y fuente de la que proceden.

Como excepción, no es exigible esta documentación especifica del contribuyente en relación con las siguientes operaciones vinculadas:

a)las realizadas entre entidades de un mismo grupo que tribute por el régimen de consolidación

b)las realizadas con sus miembros por las AIE y las UTE inscritas en el registro especial del Ministerio de Hacienda y Función Pública, así como las operaciones que las AIE y UTE realicen con cualquier otra entidad que pertenezca al mismo grupo fiscal de las empresas miembros, por lo que de no tributar en consolidación ese grupo, habría obligación de documentar las operaciones que realicen las AIE y UTE con cualquier otra entidad del mismo grupo de la empresa miembro. No obstante la documentación específica es exigible en el caso de UTE o fórmulas de colaboración análogas a las UTE que se acojan al régimen de exención por las rentas obtenidas de establecimientos permanentes en el extranjero.

c)las realizadas en el ámbito de ofertas públicasde venta o de ofertas públicas de adquisición de valores;

d)las operaciones realizadas en el período impositivo con la misma persona o entidad vinculada cuando el total de la contraprestaciónde esas operaciones realizadas en el período impositivo no supere el importe conjunto de 250.000 euros de valor de mercado. Esta excepción es aplicable a todas las entidades, cualquiera que sea su cifra de negocios. En este importe deben tenerse en cuenta todas las operaciones realizadas con la misma persona o entidad vinculada, aunque tengan diferente naturaleza y haya sido igualmente diferente el método de determinación del valor de mercado de dichas operaciones.

8.- ¿Cuál es la documentación Super Reducida o Modelo 232?

Para los períodos impositivos iniciados a partir del 1-1-2016  esta información deja de incluirse en dicho modelo y se crea al efecto una declaración informativa obligatoria, el modelo 232, que solo deben cumplimentar las entidades obligadas a informar de las operaciones realizadas con personas o entidades vinculadas y/o de operaciones y situaciones relacionadas con países o territorios calificados como paraísos fiscales. OM HFP/816/2017, BOE 30-8-17.

Las principales características de este modelo son:

a) Están obligados a su presentación:

  1. En relación con la información de operaciones con personas o entidades vinculadas, los contribuyentes del IS y del IRNR que actúen mediante EP, así como las entidades en régimen de atribución de rentas constituidas en el extranjero con presencia en territorio español, que realicen las siguientes operaciones con personas o entidades vinculadas:

– con la misma persona o entidad vinculada siempre que el importe de la contra prestación del conjunto de operaciones en el período impositivo supere los 250.000 euros, de acuerdo con el valor de mercado.

– Las operaciones del mismo tipo que a su vez utilicen el mismo método de valoración, siempre que el importe del conjunto de dichas operaciones en el período impositivo sea superior al 50% de la cifra de negocios de la entidad

 – operaciones específicas (excluidas del contenido simplificado de la documentación), siempre que el importe conjunto de cada una de este tipo de operaciones en el período impositivo supere los 100.000 euros.

En el caso de cesión de intangibles entre partes vinculadas que generen rentas a las que resulte de aplicación la reducción del 60%., también existe obligación de presentar el modelo, cumplimentando el cuadro previsto a estos efectos.

2. En relación con la información de operaciones y situaciones relacionadas con países o territorios calificados como paraísos fiscales, los contribuyentes que realicen operaciones o tengan valores en dichos países o territorios, independientemente de su importe.

b) El plazode presentación es en el mes siguiente a los diez meses posteriores a la conclusión del período impositivo al que se refiera la información a suministrar. Así, si el período impositivo es coincidente con el año natural, el período es el mes de noviembre.
Como excepción, para los períodos impositivos iniciados en 2016 pero que finalicen antes del 31-12-2016, el plazo es desde el 1 al 30 de noviembre de 2017.

c)La forma de presentación es exclusivamente por vía electrónica, de acuerdo con la normativa general prevista para los procedimientos y las condiciones para la presentación de determinadas autoliquidaciones, declaraciones informativas, declaraciones censales, comunicaciones y solicitudes de devolución, de naturaleza tributaria, con excepción de las actuaciones posteriores a la recepción de la declaración informativa por parte de la Administración tributaria.

d) En relación con el contenido, se establece un listado detallado de la información a incluir, diferenciando en función del tipo de operación: con personas o entidades vinculadas; con personas o entidades vinculadas en caso de aplicación de la reducción de las rentas procedentes de determinados activos intangibles; y relacionadas con países o territorios calificados como paraísos fiscales.

En relación con las operaciones con personas o entidades vinculadas, además de detallar la información a incluir, se especifica que debe cumplimentarse separando las operaciones de ingreso o de pago, sin que puedan efectuarse compensaciones entre ellas aunque correspondan al mismo concepto. Asimismo, se especifica que se tienen que incluir en registros distintos las operaciones del mismo tipo realizadas con la misma persona o entidad, pero utilizando métodos de valoración diferentes.

10.- ¿Qué métodos de valoración existen?

La normativa del IS establece los métodos que los contribuyentes y la Administración tributaria pueden aplicar para determinar el valor de mercado, sin que se establezca una relación entre ellos.

No obstante, si no es posible aplicar dichos métodos, se pueden utilizar otros métodos y técnicas de valoración generalmente aceptados que respeten el principio de libre competencia. Los métodos establecidos en la normativa del IS son el de precio comparable de mercado, el de precio de adquisición o coste de producción incrementado, el de precio de reventa minorado, el de distribución del resultado y el del margen neto.

Métodos de valoración:

Precio comparable de mercado

El valor de mercado es el precio de mercado del bien o servicio de que se trate o de otros de similares características (1).

Precio de adquisición incrementado

El precio de adquisición o coste de producción del bien o servicio se incrementa en el margen que habitualmente obtiene (1):

– el contribuyente en operaciones equiparables concertadas con personas independientes, o;

– las empresas que operan en el mismo sector en operaciones equiparables concertadas con personas o entidades independientes.

Precio de reventa minorado

El valor normal de mercado se determina a partir del precio de venta del revendedor a terceros independientes, minorado en el margen que habitualmente obtiene (1):

– el revendedor en operaciones equiparables con entidades independientes, o;

– las empresas del mismo sector.

Distribución del resultado conjunto

El valor de mercado es el precio que se derive de distribuir el resultado conjunto de la operación entre las entidades vinculadas que han participado, en función de un criterio que refleje adecuadamente las condiciones que habrían suscrito entidades independientes en similares circunstancias:

– riesgos asumidos;

– activos implicados;

– funciones desempeñadas por las partes relacionadas.

Margen neto operacional

Se basa en la determinación del beneficio de la operación a través de indicadores del beneficio neto (rendimiento de los activos, relación entre el beneficio de la explotación y las ventas…) (1).

(1) Han de efectuarse, en su caso, las correcciones necesarias para obtener la equivalencia y considerar las particularidades de la operación.

No obstante, se establece una excepción para los servicios profesionales por la que se considera que el valor convenido coincide con el valor de mercado si se cumplen unos requisitos.

El método más utilizado es el PMC (Precio medio comparable). Según este método, el valor de mercado es el precio de mercado del bien o servicio de que se trate o de otros de similares características efectuando, en su caso, las correcciones necesarias para considerar las particularidades de la operación.

Este precio es el que aplica el propio contribuyente u otra entidad en operaciones concertadas con entidades no vinculadas en parecidas condiciones, esto es, operaciones referidas a una mercancía similar, volumen de operaciones equivalentes, operaciones referidas al mismo período de tiempo, misma zona geográfica, etc

Si la Administración entendiese que el valor elegido para valorar la/s operacion/es vinculada/s es distinto al valor de mercado, podrá realizar un ajuste para adecuarlo a su verdadero valor.

12.- ¿A qué sanciones me enfrento si incumplo la obligación de presentar el modelo 232?

La no presentación de este modelo 232 de operaciones vinculadas, el efecto de su presentación fuera de plazo o de su presentación de forma incorrecta o incompleta, tendrá las consiguientes sanciones que resumimos:

Debido a que se trata de un modelo específico para informar respecto a las operaciones vinculadas al haberse eliminado esta información del modelo de declaración del Impuesto sobre Sociedades, la infracción por la no presentación del modelo sería la contenida en el artículo 198.1 de la Ley General Tributaria, consistente en la no presentación en plazo de una declaración sin que se produzca perjuicio económico.

Al tratarse de una declaración exigida con carácter general en cumplimiento de la obligación de suministro de información, la sanción consistirá en multa pecuniaria fija de 20 euros por cada dato o conjunto de datos referidos a una misma persona o entidad que hubiera debido incluirse en la declaración con un mínimo de 300 euros y un máximo de 20.000 euros.

Estos importes se reducirán a la mitad en el caso de declaraciones presentadas fuera de plazo sin requerimiento previo de la Administración.

En cambio, en el supuesto de se presente el modelo 232 de forma incorrecta o incompleta, la infracción sería la contenida en el artículo 199.5 de la Ley General Tributaria, consistente en la presentación incorrecta de autoliquidaciones o declaraciones sin que se produzca perjuicio económico.

En este caso, se aplicaría una multa pecuniaria proporcional del 0,5%, 1%, 1,5% ó 2% del importe de las operaciones no declaradas o declaradas incorrectamente, si representan un porcentaje superior al 10%, 25%, 50% ó 75%, respectivamente, de las operaciones que se tendrían que haber declarado.

En el caso que el porcentaje fuera inferior al 10%, se impondría una multa pecuniaria fija de 500 euros.

Estas multas se incrementan en un 100% en caso de comisión repetida.

Tabla resumen de obligación de presentar el modelo 232

This is a text block. Click the edit button to change this text.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies